El desorden que dejas

El desorden que dejas es una miniserie española de Netflix, estrenada en Diciembre de 2020. Estamos ante un buena producción, excelente reparto, buena trama y geniales dosis de suspense que te entretendrán durante varios días. Y aquí traemos el análisis.

Créditos

  • Título original: El desorden que dejas
  • País: España
  • Lanzamiento: Diciembre 2020
  • Duración: 50 minutos
  • Capítulos: 8
  • Género: Miniserie, intriga, drama, thriller, enseñanza, universidad
  • Productora: Netflix, Vaca Films
  • Creador: Carlos Montero
  • Reparto: Inma Cuesta, Arón Piper, Camila Bossa, Tamar Novas, Bárbara Lennie, Roberto Enríquez, Xavier Estévez, Roque Ruíz, Isabel Garrido, Mela Casal, Federico Pérez, Alfonso Agra, Xosé A. Touriñán, Abril Zamora, María Tasende, María Costas, César Cambeiro, Susana Dans

Sinopsis de la miniserie de Netflix

Una nueva profesora de literatura llega al pueblo de su marido, con la intención de darle una segunda oportunidad a su relación. Pero pronto descubrirá que la anterior profesora de literatura se suicidó, o eso consta oficialmente, ya que descubrirá muchos secretos relacionados a su muerte. Incluso le llega una amenaza, o un aviso, sobre que será ella la próxima profesora en suicidarse…

Review de la serie El desorden que dejas

Cuenta con un reparto esquisto, con actores de la talla de Roberto Enríquez (Vis a vis, Hispania, Secretos de estado…), Inma Cuesta (Arde Madrid, Águila Roja, Julieta…) o Arón Piper (Élite) entre otros. Lo que más me ha gustado ha sido el argumento. Al principio no se entiende muy bien, ya que mezcla el presente con flash-backs del pasado. Pero según vas haciéndote a la serie, poco a poco irás sintiéndola tuya hasta atraparte totalmente.

Es cierto que al principio hay mucho caos. Pero la trama avanza a buen ritmo y envuelta en un aura de misterio. Todos los personajes tienen algo que esconder. Se muestran giros de guión increíbles, no tanto como para desconcertar, pero sí lo suficiente para mantener la atención.

El desorden que dejas

Por supuesto tiene muchos defectos. Por ejemplo hay tramas que están cogidas con pinzas. Se mete tantos disturbios del pasado, que en ocasiones no son creíbles. Incluso hay momentos que se pasan, especialmente con todo lo que envuelve al sexo. Hay relaciones que no se entienden, y muchas, de todos los personajes, incluyendo los menos atrevidos. También hay decisiones que no se entienden, que no son racionales. Y todo ello en momentos de tensión, donde es imposible que personas reales reacciones de esa forma. Pero al menos lo que hay que descubrir es tan turbio y sobre-cogedor que acaba mereciendo la pena el viaje.

Deja un comentario

 

Tal vez te interese...